En documentos encontrados en Babilonia , Egipto, India, China, Grecia o Roma,  aparecen numerosas referencias sobre el uso de plantas medicinales .

Nuestra medicina moderna tiene su base en las tesis y los escritos de la Medicina clásica griega .

Hipócrates (460 aC ) creó la teoría de los cuatro humores y se basó en la creencia de que los seres vivos pueden autocurarse con la ayuda de  la alimentación y ciertas plantas .

Dioscórides (siglo  I de nuestra era) fue un pilar fundamental en el estudio de las plantas medicinales. Fue recopilando muchos conocimientos que plasmó en su gran obra titulada " De Materia Médica ". Indicó las virtudes de las plantas y la manera de administrarlas.

Galeno, más famoso que Dioscórides , catalogó las plantas según eran frías o calientes .

En la Edad Media, los monasterios eran los encargados de conservar e investigar sobre la medicina. Muchos de los licores actuales constituyen antiguas recetas creadas por los monjes que han llegado hasta nuestros días.

Paracelso (1493 dC) , fue el padre de la famosa " Teoría de las firmas ". Con Paracelso la herboristería cambia de enfoque y se instauran nuevos métodos, impulsa la destilación y la extracción .

Del Siglo XVIII hasta la actualidad , siglo de las luces, adelanto en la ciencia , Carl von Linné alcanzó fama mundial por medio de sus obras, en las que hizo una nueva y clara clasificación de todos los seres vivientes conocidos, agrupándose por clases, órdenes, géneros y especies .

Fue el creador de la nomenclatura binaria (Ej. : Thymus vulgaris L. = Linné ) .

Su obra fue una de las más importantes dentro del mundo botánico.

Pius Font Quer (1888 dC) en Lleida, Botánico, escribió muchas obras , entre ellas el Diccionario de Botánica, Iniciación a la Botánica y Plantas Medicinales , El Dioscórides Renovado, ...

 
En 1820 se instaló el primer HERBOLARIO en Barcelona .