LOS MINERALES,

 

Nuestro organismo contiene pequeñas cantidades de muchos minerales algunos de los cuales, al igual que las vitaminas, son esenciales porque forman parte de muchos sistemas enzimáticos de nuestro metabolismo.

Nuestras reservas contienen algunos minerales en grandes cantidades: Calcio, Magnesio, Fósforo, Potasio y Sodio.

El resto de estas sustancias vitales se encuentran en proporciones pequeñas pese a ser muy necesarias para el buen funcionamiento celular como el Hierro, Zinc, Cobre, Yodo, Flúor, Selenio y Cromo.